Lo ultimo
Cargando...
lunes, 12 de junio de 2017

Info Post
Nuevamente nos encontramos con una de esas historias que ha muchos interesa, pero sólo unos pocos se atreven a explorar a fondo debido a su grueso contenido visual, como sucedió en un tiempo con el bizarro Faust, llega un nuevo personaje que hace parte de este caótico y deprimente mundo donde los valores y la ética brillan por su ausencia. De la mente del gran David Quinn y las ilustraciones del magnífico Tim Vigil llega 777 the wrath. 

EL DESPERTAR DE LA IRA. Por Juan DD

Conocido en nuestro idioma como “la ira” este personaje exhibe algunas de las partes más deplorables de la naturaleza humana a través de sus viñetas, en donde podremos ver como un ser despreciables de alguna forma se convierte en una especie de justiciero si es que en este universo repugnante puede existir alguno, si algo cabe resaltar en este comic es que como en su antecesor también podemos evidenciar una gran arte ilustrado en el manejo del blanco y el negro, y un lenguaje filosófico y vulgar que muestra un repaso de los aspectos más inmundos de la sociedad, como el consumo de drogas, la prostitución, los asesinatos, y todo ese tipo de cosas que caracterizan a la gente de mal vivir. Pero para no aburrirlos más con este pequeño análisis social vamos a desentrañar quien es exactamente este sujeto conocido como the wrath.



Todo este rollo comienza con un cobrador de cuentas de la mafia de nueva york que a pesar de su reprochable estilo de vida maneja cierto código moral con aquellos a quienes atormenta durante su trabajo, esto no es bien visto por sus cavernarios compañeros que siempre anteponen la violencia en lugar de arreglar las cosas con palabras, sin mencionar que el cobrador siempre termina gastando sus ganancias con las putas de los barrios bajos, en un breve repaso de su historia personal este sujeto siempre afirma ser “nadie” manteniendo su nombre como un misterio, cosa que más adelante sería determinante en el giro de las cosas. Conforme avanzan las cosas, el sindicato criminal para el que trabaja determina su muerte en una de tantas noches, por lo cual se convierte en un espíritu errante que vaga por la eterna nada, es en ese momento cuando un súcubo, un ser extraño, diabólico y sexualmente sugestivo se acerca a él ofreciéndole la oportunidad de convertirse en algo más, aunque al principio se mostraba en contra de la idea su deseo de venganza lo impulsan a volver a la vida en forma de un no muerto que irá acribillando a las pandillas de los bajos mundos hasta encontrar a aquel que ordenó su muerte, en lo que será una brutal carnicería en donde caerán tanto inocentes como culpables ya que “nadie” no se anda con rodeos a la hora de disparar, mutilar, destripar o destrozar a alguien. 


Por otro lado quisiera resaltar el regreso de esta dupla gore con sus historias a nuestro idioma, en donde nuevamente nos deleitan con un arte anatómico bien definido, lo cual ya sabemos que nació por allá en el 2015 con la llegada de ese horrible personaje diabólico conocido como Faust que tal vez muchos tuvieron la oportunidad de leer en su momento y que sabemos que junto con The Wrath tienen un mundo compartido que en algún momento los puede llegar a cruzar, eso sólo lo sabremos con el tiempo. Otra cosa que quería mencionar es que tras casi un año de esta primera incursión en el mundo de avatar press y la superación de un pequeño trauma que generó la historia de Faust hemos decidido regresar para cerrar más el círculo. Gracias a la iniciativa del amigo Dr. Pitufo del CRG cuyo trabajo recopilando los números de esta historia dieron el empujón que necesitaba para retomar este universo que no resulta fácil de digerir para todos gracias a su contenido sexual, violento y en momentos hasta satánico, que bien nos hace pensar de manera filosófica sobre algunas cosas, ya que Vigil y Quinn parecen haber ideado todo esto bajo efectos de heroína y coca en una oscura y fría noche. Sin embargo la ayuda de Dr. Pitufo no acaba ahí, ya que se encargó de limpiar y maquetear partes de los número ayudando al trabajo que hemos hecho con el complemento de mis traducciones y las del amigo Ywing con sus consejos y aportes al mejoramiento de la historia, por lo que debo agradecer a ambos por unirse en este bizarro viaje no apto para las personas que en un momento llamé puritanas y moralistas. 

Aquí en el Archivo publicaremos como en el pasado hicimos con Faust, esta miniserie de tres episodios de forma esporádica y luego rejuntaremos todo en un solo post; Ahora sólo me resta decir que son bienvenidos a explorar nuevamente la cara B de los tebeos que nos muestran la vida de una forma más pesimista pero no por eso menos disfrutable para los que buscan una buena historia para pasar el tiempo y la soledad que a veces acarrean las circunstancias. Así que estás advertido, puedes leerlo bajo tu propia responsabilidad.

0 comentarios:

Publicar un comentario